Salud Municipal invita a prevenir golpes de calor.
Fecha Tuesday, 18 April a las 16:31:45
Tema Noticias


Debido al aumento de temperatura característico de la temporada en la región, la dirección de Salud Municipal ha emitido una serie de recomendaciones para que la ciudadanía prevenga los llamados golpes de calor.

Esto se refiere al aumento de la temperatura corporal por una exposición prolongada al sol, misma que es considerada la insolación clásica.

El titular de la dependencia, Manuel Velasco Gutiérrez, explicó que además de esta causa, las personas pueden exponerse al realizar actividades físicas en ambientes calurosos o con poca ventilación, lo que puede tener consecuencias fatales.

Es una urgencia médica, ya que evoluciona en un periodo de una a seis horas y puede ocasionar la muerte de quien lo padece en tan sólo 24.

Este sobrecalentamiento puede provocar síntomas como la sed intensa y sequedad en la boca; temperatura mayor a los 39 grados centígrados, sudoración excesiva, sensación de calor sofocante, piel seca, agotamiento o debilidad.

También se pueden presentar problemáticas más intensas como mareos o desmayos, vértigo, calambres musculares, dolores de estómago, náuseas o vómito, estado de confusión, entre otros.

Los principales grupos de riesgo para sufrir un golpe de calor son los siguientes:

· Los niños y los lactantes; adultos mayores.

· Personas que padezcan afecciones crónicas como la diabetes o enfermedad cardiovascular, cerebrovascular, respiratoria, renal o neurológica.

· Personas con sobrepeso u obesidad.

· Convalecientes encamados o enfermos en situación de dependencia.

· Pacientes sometidos a algún tipo de tratamiento, especialmente con anticolinérgicos, antihistamínicos, fenotiazinas, anfetaminas, psicofármacos, diuréticos y betabloqueadores.

· Personas en situación de aislamiento social.

· Trabajadores que realizan tareas intensas, al aire libre o actividades deportivas.

· Personas con facultades mentales disminuidas o incapaces de adoptar medidas protectoras sin la ayuda de otros.

La mejor forma de prevenir un golpe de calor es mantenerse hidratado constantemente bebiendo agua u otros líquidos; evitar bebidas alcohólicas, café, té o bebidas muy azucaradas.

Además, se recomienda permanecer el mayor tiempo posible en lugares frescos o a la sombra; comer de forma ligera con alimentos nutritivos como ensaladas, frutas, verduras y jugos.

En cuanto al ejercicio, se recomienda no realizarlo al aire libre en los horarios de mayor calor que oscila entre las 12 de día hasta las cinco de la tarde.

Utilizar topa ligera, de color claro, zapatos frescos y sombreros o cachuchas, así como bloqueador solar.







Este artículo proviene de Aquí, Laguna.
http://www.aquilaguna.com

La dirección de esta noticia es:
http://www.aquilaguna.com/modules.php?name=News&file=article&sid=33694